Campiña y Marismas
Campiña y Marismas
Sociedad de Caza Lebrijana
Sociedad de Caza Lebrijana

Webs de Caza

Contacto:

Sociedad de Cazadores Lebrijana
C/ Maestra Ana Sanchez 1
41740 Lebrija

 

Teléfonos:

Presidente 691 36 04 91

Secretario 610731204

 

E-mail:

sociedadcazalebrijana@gmail.com

La Perdiz Roja






 ESPECIE:
 PERDIZ ROJA
   
Nombre en latín: Alectoris rufa 
Nombre en ingles:Red-legged Partridge 
Familia: Phasianide
Orden: Alectoris

La perdiz roja destaca por su color marrón castaño con la zona del vientre de color grisáceo y la inferior anaranjada. Tiene la cara de color blanca con una franja negra que va desde el pico hasta el final del cuello. Las plumas de los costados presentan un dibujo formado por tres colores, blanco, negro y marrón. El pico, el contorno de los ojos y las patas son de un color rojo intenso. La diferencia entre el macho y la hembra al tener el mismo color y tamaño aproximado, se apreciará por los espolones de las patas que tienen los machos.
ALIMENTACIÓN: Los adultos basan su alimentación a los vegetales, granos, hojas verdes, raices, flores y algún que otro insecto. 

BIÓLOGIA Y CONSTUMBRES: El nido lo realiza el macho con materiales de vegetación en los lindes de los cultivos viñedos o matorrales. Cómo consecuencia de la modernidad de la máquinaria agrícola el éxito de la ubicación del nido depende del éxito de los pollos, de igual manera se encuentra el faisán. 
La hembra pone alrededor de 12 huevos y serán incubados durante un periodo de tiempo aproximado de 25 días. El nacimiento de los pollos es aproximadamente desde finales de junio hasta finales de julio. Los pollos abandonan el nido al poco de nacer y no se separan de sus padres hasta bien entrado el invierno siguiente. 

Enfermedades
La enfermedad de Newcastle, la viruela aviar, la colibacilosis, la pasterelosis, la tuberculosis, la espergilosis, la candidiasis y los parasitos son algunas de las principales enfermedades que sufre la perdiz roja.
Su longevidad suele alcanzar los quice años.

HÁBITAT: La perdiz roja se encuentra firmemente asentada en gran parte del suroeste europeo, estando presente en Portugal, España, Francia e Italia. En nuestro país es una especie sedentaria que se distribuye por toda la Península y Baleares desde el nivel del mar hasta los 2.500 metros de altitud. Aunque la perdiz es un ave que prefiere las zonas cultivadas, es capaz de adaptarse a otros muchos hábitat. En primavera las perdices eligen las zonas con cereal mientras que en verano combinan la seguridad de las zonas con más vegetación. Durante la cría de sus pollos, prefieren los matorrales cercanos a zonas húmedas como ríos o charcas. Durante el periodo de caza se desplazan a zonas con mucha vegetación que es donde se encuentran más seguras. 

DISTRIBUCIÓN Y POBLACIONES: 
Originaria del sudoeste de Europa, está presente en el mediodía francés y también en Portugal, habiendo sido introducida en las Islas Canarias y sur de Inglaterra. Pero es en España donde se encuentra preferentemente por toda su geografía, salvo la cornisa cantábrica, y de manera significativa y abundante en provincias como Ciudad Real, Albacete, Cuenca, Toledo, Guadalajara...

SU CAZA : La perdiz, reina de la menor en España, es una especie cuya caza cuenta con diversas modalidades: en mano, al salto, con y sin perro, en ojeo y con reclamo macho. La caza de la perdiz no posee otras limitaciones legales que las generales. Se deberá disponer de la licencia de caza de la comunidad autónoma donde se va a llevar a cabo la cacería, el seguro obligatorio de responsabilidad civil y la documentación del arma, es decir, el permiso de armas y la guía de pertenencia de la escopeta. Al ir acompañado de algún perro es necesario llevar la cartilla del mismo. 
En el caso de la caza con reclamo, es preciso estar en posesion de la preceptiva licencia de caza con el recargo correspondiente en algunas comunidades o la licencia especial en otras. Además de utilizar solo reclamos machos, respetar unos cupos de capturas, cazar los días autorizados y guardar las distancias entre los puestos y la linea de los cotos vecinos.
Para la caza en ojeo también existen unas limitaciones y recargos: ojeadores y secretarios no pueden portar ningún arma; no se puede disparar antes de la señal convenida ni después de que se haya dado por terminado el ojeo; no se abandonaran los puestos durante la cacería; antes de llegar a la postura y después de abandonarla no se deben tener las armas cargadas; colocación de placas de protección; los ojeadores no se acercaran a menos de 50 metros de las posiciones de tiro; los cazadores no pueden disparar en dirección a la linea de batidores; y los ojeadores y secretarios no precisan de la licencia de caza.
En la caza en mano, practicada por varios cazadores, hay que llevar una formación correcta y respetar las distancias y peculiaridades del terreno. La segunda modalidad, bien con la ayuda inestimable del perro o sin el, consiste en batir los terrenos por un cazador.
En el ojeo los cazadores permanecen en sus puestos mientras los batidores empujan a las patirrojas en su dirección. 
Por ultimo, la caza de perdiz con reclamo se realiza con un macho enjaulado cuya misión es la de atraer mediante sus cantos a las perdices macho que están en celo en la zona. Una vez que estas se aproximan , el cazador finaliza el lance con su disparo . 
En cuanto a los perros, en la caza al salto se emplean principalmente razas de muestra (pointer, braco aleman, epagneul breton, setter ingles, perdiguero de Burgos, pachon navarro, drahthaar...) y en los ojeos son los retrievers los encargados del cobro de las perdices abatidas.
 
Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Sociedad de Cazadores Lebrijana